Pilas de azufre que nunca se agotan

Seguramente todos hemos oído el famoso eslogan del anuncio de pilas: “Y duran, y duran y duran…” y también habremos podido comprobar que duran hasta cierto tiempo. Pues ahora ese eslogan va a cobrar un sentido completo gracias al nuevo descubrimiento de un grupo de físicos de la Universidad de Stanford, en Estados Unidos.

El grupo de científicos americanos ha aprendido a utilizar azufre como base para las baterías, cosa que elimina el problema de la rápida disminución de la capacidad de las pilas debido a las continuadas cargas y descargas que sufren.

Según un artículo publicado en la revista Proceedings of the National Academy of Sciences, los científicos crearon un prototipo de batería a base de nano partículas huecas de azufre que cuenta con mayor capacidad y durabilidad que las baterías convencionales que todos conocemos con iones de litio.

Las baterías de litio que todos conocemos fueron creadas a finales de los 70 en la Universidad de Oxford y se convirtieron en una fuerte e importante fuente de energía para los dispositivos tecnológicos de finales del siglo XX. Tenían diferentes ventajas como por ejemplo: eran ligeras, fáciles de utilizar, fáciles de cargar y descargar…pero también presentaban déficits como: perdían rápidamente su capacidad, eran sensibles a las temperaturas y podían explotar por sobrecalentamiento.

En cambio, el azufre que llevaba varios años en la mente de los físicos, puede aumentar varias veces la capacidad de la batería convencional, algo que parecía imposible. Según los investigadores, el descubrimiento permitió crear súper – baterías que casi no pierden su capacidad con el tiempo y que podrían servir como base para las baterías de los coches eléctricos, por ejemplo.

Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *