Cómo una cuenta nómina puede ayudar a gestionar el primer sueldo

Cuando llega el momento de salir de casa de los padres y comenzar una vida propia e independiente, las dudas y miedos aparecen inmediatamente. En un mundo plagado de incertidumbres a nivel social y económico, no puede llamar la atención que los jóvenes se sientan desprotegidos financieramente.

En este sentido, aprender a ahorrar y gestionar el dinero es una habilidad esencial a desarrollar, incluso cuando se trata de la primera experiencia profesional. No obstante, la gran variedad de instrumentos financieros que existen actualmente en el mercado puede abrumar a quienes están dando sus primeros pasos en la vida lejos de la seguridad del hogar familiar.

El ahorro, un valor esencial

Conseguir independizarse y mudarse a una casa propia ya no es tan fácil como antaño. El elevado coste de los alquileres y el coste de la vida que no se equiparan con el nivel de ingresos de los jóvenes, dificultan seriamente llevar adelante este sueño. Como problema adicional, la situación del mercado de trabajo no es particularmente favorable para los menores de 30 años.

Entonces, lograr gestionar el dinero de forma eficiente es el modo más inteligente de poder sacar el máximo provecho a las ganancias de cada mes. Lo que siempre fue un consejo de finanzas personales de nuestros abuelos, ahorrar para estar preparados para tiempos difíciles, se ha convertido en una necesidad fundamental en el siglo XXI.

El ahorro, sin embargo, ya no consiste en guardar billetes bajo el colchón de la cama. Los bancos y entidades financieras ofrecen una numerosa selección de productos especialmente dirigidos a los jóvenes, con características extra que atraen a un público acostumbrado a la flexibilidad y al uso de la tecnología. Entre ellas, las mejores cuentas nómina pueden brindar beneficios a los nuevos clientes.

¿Por qué optar por una cuenta nómina?

Contar con una cuenta bancaria en la que depositar el sueldo es la forma más práctica de gestionar el dinero y controlar los gastos. La mayoría de las alternativas ofrecidas, además de otorgar tarjetas de débito y transferencias sin coste adicional, incorporan actualmente la tecnología, por medio de apps dedicadas a monitorear todos los movimientos de la cuenta.

Las aplicaciones permiten no solo ver claramente un extracto de los gastos, retiros y depósitos realizados en la cuenta, sino también revisar el uso de las tarjetas de crédito y débito asociadas a ella. Para los jóvenes que comienzan a trabajar y no han desarrollado aún un autocontrol del uso de su dinero, estas herramientas pueden marcar la diferencia a la hora de llegar cómodamente a fin de mes.

Ventajas y desventajas de las cuentas nómina

Domiciliar una nómina en la cuenta bancaria lleva aparejado un sinfín de beneficios. Los bancos suelen ofrecer todo tipo de bonificaciones en sus cuentas, como descuentos y la posibilidad de acceder a tarjetas de crédito sin coste adicional. Las mejores cuentas nómina tampoco poseen gastos asociados al mantenimiento del producto ni comisiones, lo que permite maximizar el rendimiento del salario que, en el caso de los más jóvenes, suele ser bajo por la falta de experiencia.

Algunas entidades pueden brindar, además, una mayor tasa de interés para los fondos depositados cuando se asocia una nómina a la cuenta. Si bien, a diferencia de las cuentas de ahorro, una cuenta nómina no tiene el objetivo primordial de una mayor rentabilidad, pero siempre es un punto positivo conseguir un mayor retorno cada mes para los fondos que se encuentran depositados.

En cuanto a las desventajas, el principal inconveniente se relaciona con el periodo de permanencia de este tipo de servicios. Las mejores cuentas nóminas reducen este tiempo al mínimo, lo que permite a los clientes optar por una compañía diferente en el caso de encontrar una oferta más conveniente.

Share this post

PinIt
scroll to top