La impresión en 3D salva la vida de un bebé

La impresión en 3D salva la vida de un bebéMédicos norteamericanos han utilizado la impresión en 3D para conocer las dolencias cardiacas de un bebé de 14 meses y poder operarlo con éxito.

Cuando el cirujano Erie Austin, del Kosair Childrens Hospital de Estados Unidos, se encontró con el caso de Roland Lian, un niño de 14 meses, decidió probar un nuevo método de estudio.

El pequeño había nacido con graves defectos cardiacos, por lo que era preciso operado. Sin embargo, antes, se debía conocer exactamente cómo se encontraba el corazón del pequeño.

Por ello, Austin pensó que antes de intervenirlo quirúrgicamente se podría reproducir el corazón del niño en un tamaño el doble de grande que el original. Propuso su idea a la Facultad de ingeniería de la Universidad de Louisville que accedió a colaborar con él en la compra de una impresora 3D.

Los médicos pudieron determinar las afecciones exactas de Roland gracias a la impresión del corazón del menor, quien padecía deformaciones en la aorta y en la arteria pulmonar. Esto hizo posible que durante la operación no se  perdiera tiempo y que la cirugía pediátrica fuera todo un éxito.

Share this post

PinIt
scroll to top