Riesgos del piercing oral

A la hora de elegir en qué lugar del cuerpo realizarse un piercing, se deben tener en cuenta los riesgos que éste conlleva para así prevenir los problemas que pueda causar.

Según los especialistas, el piercing oral (lingual, labial y en el frenillo) pueden causar dolor, hinchazón, infección, babeo, pérdida del sabor y de las piezas dentales, cicatrices y dientes astillados. Algunos expertos advierten que las complicaciones que presentan algunos pacientes pueden terminar en problemas graves.

Un estudio realizado por la Clínica Odontológica de la Universidad Rey Juan Carlos, en España, pone de manifiesto que el 85% de las personas con perforaciones orales que participaron en dicha investigación presentaron algún daño en la boca.

Entre las consecuencias de la colocación de un piercing oral se encuentran: contagio de enfermedades, dientes dañados, infecciones, daño en los nervios y sangrado, así como dificultad con la función oral.

Share this post

PinIt
scroll to top