McLaren, de los malos resultados al ridículo

En mi anterior post compartía mi desánimo tras las primeras pruebas de Fernando Alonso en su nuevo McLaren. Pensaba que sólo se podría mejorar tras tocar fondo. Me equivoqué: no había tocado fondo.

Y es que Alonso podría competir con Usain Bolt en alguna curva lenta del campeonato. De competir de verdad contra un fórmula 1 de clase media, ni hablar.

Seguramente haya sido mi mejor carrera en Spa.

¿En serio, Alonso? ¿De verdad era necesario decir eso tras el mayor ridículo en lo que llevamos de campeonato? Si Alonso, con toda su experiencia, lo único que ha logrado en el Gran Premio de Spa es quedar delante de los Marussia y de su compañero de equipo, apaga y vámonos.

Cansados estamos ya los aficionados a la F1 y, en particular, los alonsistas, de esperar esperanzadores resultados en una próxima carrera. No llegan nunca. La única novedad que encontramos es más decepción o, como en la última carrera, ridículo.

Alonso calificó Spa como el “anticircuito” para Mclaren, por sus particulares características. No obstante, no esperaba nadie la mediocridad que hemos observado atónitos tras las primeras vueltas del asturiano. El coche no va y de lo único que se tiene que preocupar es de no estorbar a los vólidos de verdad que compiten por algo en la carrera.

Lo preocupante de todo ello es que, a pesar de dejar este campeonato como un trámite para pruebas, todo parece apuntar a que Mclaren tampoco va a poder competir en 2016 con los de arriba.

Fernando is a turtle

¿Recordáis la famosa frase “Fernando is faster than you” que escuchó Felipe Massa cuando ambos competían en Ferrari? Los tiempos han cambiado… y mucho.

Esta entrada fue publicada en Fórmula 1. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *