Conoce al grupo de música Los Delinqüentes

Hoy voy a hablaros de música. En concreto voy a hablaros de un grupo que consiguió hacerse un lugar en el panorama musical de España y Latinoamérica.

LOS DELINQÜENTES.

Para empezar por donde se debe, debemos trasladarnos a Jerez de la Frontera, de hecho, vamos hasta el instituto Caballero Bonald de Cádiz. Allí se juntaron dos chavales con mucho desparpajo y arte, mucho arte. Miguel Ángel Benitez Gómez (El Migue) y Marcos del Ojo Barroso, (El Canijo de Jerez).

14

Nos situamos a mediados de los años noventa y, como no podía ser de otra manera, fue la música la que juntó a estos dos artistas.

Un día cualquiera, en el colegio, Migue llevó una camiseta del grupo Triana, un grupo que por aquel entonces ya tenía bastantes años, lo que captó la atención del joven Canijo, el cual no dudó en acercarse a ese chaval puesto que él también era un fiel seguidor del grupo.

Al ritmo de la música se hicieron más que amigos (compadres que decían ellos) y lo cierto es que el arte les salía por los poros y, tras pasar las tardes tocando en cualquier escalón, empezaron a componer sus propias canciones y vaya qué temas, algunos adoptados hoy día como himnos por toda una generación.

5

Dando sus primeros pasos en eso de componer y tocar la guitarra, conocieron al que terminaría siendo el tercer miembro del grupo, Diego Pozo (El ratón). Con la chulería bien llevada y el desparpajo que caracterizaban a Migue, éste se plantó en casa de Diego para que le enseñara a tocar la guitarra pues éste era, a pesar de su corta edad, todo un veterano y profesional en el mundo de la música.

Poco a poco, casi sin darse cuenta y con el único afán de pasarlo bien, los tres chicos fueron creando un tema tras otro hasta que un día, Diego, perplejo al ver la calidad y la “caña” de lo que estaban haciendo, decidió ponerse en contacto con José Manuel García Pelayo, el cual terminaría siendo el productor de los tres primeros discos.

6

La influencia de grupos como Triana, Palocortao, Patanegra, Camarón, y otros no tan sureños como ACDC, The Beatles, Rollings, etc., fueron la fuente de donde Los Delinqüentes bebieron para crear su propio estilo, una mezcla de Flamenko-Rock-Funky-Blusero. Si tuviéramos que elegir a alguien en concreto que representara directamente la influencia artística del grupo ese sería Kiko Veneno, de hecho, el nombre del grupo viene de uno de los temas que Kiko publicó en 1977 “Los Delinqüentes”. Como curiosidad, Migue le puso a su guitarra el apodo de “Venena” en homenaje a uno de sus ídolos.

19

Con varias maquetas ya grabadas, consiguieron firmar su primer contrato importante con Virgin y grabaron su primer disco El sentimiento garrapatero que nos traen las flores el cual se convertiría en disco de oro. En este primer trabajo, podemos encontrar temas tan emblemáticos como El aire de la calle, Nubes de Pegatina, A la Luz del Lorenzo, Duende Garrapata y muchos otros con el sello “garrapatero” más puro, que decían ellos.

7

Gracias a este primer disco se hicieron un lugar y se dieron a conocer por toda España.

El éxito era rotundo y los conciertos se contaban por centenares y es que Los Delinqüentes, de una u otra forma, fueron llegando cada vez a más público con su música desenfadada capaz de animar al más parado.

Como en tantas ocasiones, cuando todo parece ir viento en popa aparece algo para complicar el asunto y en este caso, en plena grabación del segundo disco, La arquitectura del aire en la calle, el grupo se vio dividido. Migue, el cantante principal, tuvo que internarse en varios centros para superar su adicción a la cocaïna. Diego y El Canijo decidieron seguir adelante con la gira a la espera que Migue se recuperara, pero lo cierto es que éste sólo conseguía estar un tiempo sin consumir y las recaídas eran frecuentes, llegando a tener 3 brotes psicóticos durante su corta vida. Desgraciadamente, un 6 de julio de 2004, Migue falleció a la temprana edad de 21 años.

16

Fueron momentos evidentemente muy difíciles para el grupo y para todos los que querían y admiraban la música de Migue. Asimismo, no faltaron las especulaciones sobre cómo había muerto y la gente, como era de esperar, empezó a difamar verdades a medias. Mentiras. Por suerte, también fueron muchos los que dejaron de lado el cómo y se centraron en mantener viva la llama que dejó. Sobre todo, si alguien se encargó y a día de hoy sigue haciéndolo, es su hermano Manuel Benítez (Manu). Pero esto lo veremos más adelante.

En Los Delinqüentes era frecuente alternar el cante por parte de Migue y El Canijo, lo que hizo que una vez desaparecido Migue, el grupo decidiera seguir adelante dejando de lado el trío para pasar a ser un dúo (más la banda) en el que El canijo pasaría a ser el cantante principal.

17

La publicación del segundo disco La arquitectura del Aire en la Calle se publicó en 2003 y Migue murió en 2004, lo que hizo que la gira se tuviera que hacer casi por completo sin su presencia. Aun así, el grupo consiguió salir adelante y en 2005 sacó el que sería su tercer trabajo, El verde rebelde vuelve, con temas tan conocidos como La Primavera Trompetera. El título del disco de nuevo es un guiño a Migue puesto que ese era el nombre que Migue le había puesto a una obra de teatro que llevaba entre manos. Como es de esperar, las referencias a su compadre fallecido son habituales en las letras de las canciones y en muchas ocasiones, si se afina el oído, se oye la voz de Migue de fondo puesto que el grupo ensayaba (si es que se podía decir ensayar) en el estudio de Pelayo donde muchas veces grababan las locuras que cantaban, dejando increíbles documentos donde uno se deja llevar por la guasa y el garrapaterío que regalaban cuando cantaban a su aire.

arquiii9

Después de la publicación de su tercer álbum en 2005 fueron dos más los que parieron, Recuerdos garrapateros de la flama y el carril en 2006, que se trata de una recopilación de los mejores temas de los Delinqüentes con algunos añadidos y, en quinto lugar, publicaron Bienvenidos a la época iconoclasta en 2009. El nombre de éste último, como no, esconde una historia. Cuando estos chavales iban al instituto, se apuntaron a un concurso de teatro libre donde cada grupo presentaba su propuesta. (Por apuntarse daban unas treinta mil pesetas para gastar en vestuario, atrezzo y demás). Como aprendices de “delinqüentes” que ya eran, se gastaron el dinero en chucherías para mayores y se presentaron el día del estreno sin una sola línea escrita, improvisando, y manda cojines, ganaron.

1110

Las actuaciones han sido el día a día de este grupo y es que nunca les ha faltado público que quiera escuchar sus temas y lo cierto es que posterior a su último trabajo, los Delinqüentes se juntaron con otros artistas como Muchachito Bombo Infierno, Kiko Veneno, Tomatito, entre otros, creando grupos como el G5 o La Pandilla Voladora.

En 2012, Los Delinqüentes decidieron separarse para crear nuevos proyectos. No, no discutieron ni terminaron como el rosario de la aurora. Simplemente decidieron tomar caminos diferentes para buscar la inspiración. De hecho, si escuchamos alguno de los dos trabajos que El Canijo de Jerez ha publicado hasta la fecha en solitario (El nuevo despertar de la farándula cósmica y La lengua chivata), en ambos trabajos podemos encontrar claras referencias a su excompañero de banda Diego Pozo e incluso encontramos un tema dedicado a él en el primer disco.

1213

Referente a El Ratón, ha reemprendido su antiguo grupo Palocortao además de colaborar con una infinidad de grupos y es que tocando la guitarra, y en el mundo de la música en general, es todo un maestro.

El futuro de los Delinqüentes como grupo es incierto, si bien el Canijo ha dicho en varias ocasiones que seguro que terminan juntándose de nuevo en el futuro, aunque por el momento está muy satisfecho con sus proyectos en solitario.

Antes de terminar, me gustaría rescatar la figura del primer cantante de Los Delinqüentes, Migue.

2

Como he comentado por el principio del post, la figura de Miguel Benítez dejó tras de sí innumerables temas que han seducido a diferentes generaciones. Tanto es así que 6 años después de su fallecimiento, sacó un disco póstumo.

En plena grabación del segundo disco, Migue ya tramaba publicar un trabajo en solitario titulado Como apretar los dientes y lo cierto es que hay muchos temas que llegó a grabar de forma muy primeriza, con su guitarra y su voz. Pues bien, Manu, su hermano, dedicó y dedica infinidad de horas a recopilar todo lo que Migue dejó escrito por aquí y por allí y le ha dado forma en un estudio junto con más de cincuenta artistas que admiraban y admiran a Migue con la intención de sacar a la luz el que tenía que ser el disco de Migue. El disco cobró vida y vio la luz el pasado abril de 2009 convirtiéndose en un rotundo éxito de ventas. El trabajo hecho por Manu ha conseguido sacar a la luz más de 30 temas escritos al cien por cien por Migue, donde su sello garrapatero es inconfundible en cada letra que se escucha. Además del disco, el pack también va acompañado por un libro de poesías que Migue había escrito a lo largo de su vida y es que con tan sólo 21 años lo que dejó escrito fue abrumador.

El proyecto de Manu y la intención de que la obra de su hermano llegara al mundo se ha hecho realidad y, empujado por el abrazo de los fans que tiene repartidos por toda España y por muchos lugares del mundo, han hecho que se esté llevando a cabo un documental sobre la vida y obra de Migue. Con este último trabajo, Manu quiere poner fin a una década de dedicación total a su fallecido hermano, pues las ganas de dar vida a lo que Migue dejó escrito han sido, según dice, el pilar que le han hecho tirar para adelante en muchas ocasiones.

Para terminar este repaso a la carrera musical de Los Delinqüentes así como de sus componentes y como (obviamente) adicto consumidor a su música, os sugiero que, a los que no conozcáis a este grupo, les deis una oportunidad y os dejéis llevar por el buen rollo que transmitían y siguen transmitiendo en sus nuevas carreras.

Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *