Consejos para una dieta saludable y equilibrada

Prácticos Consejos para lograr el éxito con una dieta balanceada, ¡Toma nota!

dieta balanceada

1. Controla los Ataques de Ansiedad.

Un curioso efecto psicológico surge siempre tras iniciar las dietas para bajar de peso, de repente todo te provoca, sobre todo aquello que menos deberías comer. Es por esto la importancia de hacer dieta en un momento en que te sientas fuerte y motivado (a). Además, es ideal seguir una dieta balanceada prescrita por un dietista profesional para que tus necesidades energéticas y nutricionales estén cubiertas. Seguir una dieta errada con pocos nutrientes o demasiado hipocalórica puede generar estos constantes ataques de ansiedad.

 Para evitarlos, sugerimos realizar cinco comidas diarias, sin pasar más de cuatro horas sin comer. De esta manera mantendrás tu metabolismo permanentemente activo, quemando calorías.

2. Evita las comidas fuera de casa.

Saber controlar los impulsos en comidas rápidas fuera de casa resulta crucial para no perder los esfuerzos ya realizados con una dieta balanceada. Prevé los momentos en los que tendrás hambre (desayunos, almuerzos, meriendas a media mañana o media tarde) y planifícate en función de ello: llévate a la oficina frutas, yogures, frutos secos o galletas integrales para las meriendas, además de tu desayuno o almuerzo siempre acorde a tu plan de dieta. Lo ideal es que lleves al trabajo todo lo que necesitarás de comida para evitar comer cualquier cosa fuera de lo planificado.

3. Elige el momento indicado.

Hacer dieta requiere de esfuerzo y mucha voluntad, por ello la clave del éxito depende en gran manera en seleccionar el momento indicado en el que decides adelgazar. Es ideal sentirte fuerte de ánimo, de actitud y de salud; sentirte con la completa disposición de asumir la decisión tomada, ignorando cualquier impulso negativo que afecte tu planificación y resultados. Aquí puedes ver consejos para aumentar la fuerza de voluntad para hacer dieta.

4. Cuidado con efectos como mareos, malestar, cansancio.

Éstos suelen ser los resultados producto de dietas para bajar de peso que son bajas en calorías, poco variadas o basadas únicamente en un tipo de alimento. Si presentas estos síntomas es probable que tu dieta sea demasiado escasa en nutrientes. ¿Te ha prescrito tu dieta un profesional o simplemente has decidido quemar grasa por tu cuenta? Si es el caso plantéate asesorarte con tu médico de confianza.

El mal humor es también un factor frecuente al hacer dieta y, sobre todo, cuando pasamos hambre. Recuerda que siempre puedes perder peso alimentándote de una buena manera.

Consejos para dieta balanceada exitosa

5. Enfócate en una meta alcanzable y trabaja en base a ella.

¿Es tu meta realmente alcanzable? Si quieres perder peso de forma permanente y saludable debes hacerlo de manera constante y lenta, entre 2 y 4 kilos al mes. Aunque al principio puedas seguir una dieta corta como la dieta de 13 días para dar un empujón al estado de ánimo, después hay e ser constante y seguir una dieta más equilibrada. Otra importante causa por la cual no veas resultados esperados es que quizás estés supliendo la reducción de las raciones con exceso de azúcar, dulces, comida rápida o snacks. Aún cuando comas en pequeñas cantidades, si lo que consumes son alimentos de este tipo, es difícil que consigas llegar a tu meta de adelgazar.

Otro culpable de no lograr adelgazar es sin duda alguna, el sedentarismo o la falta de actividad física. Aún cuando consumas bajas calorías si tu pérdida energética es muy baja, quemar grasa será complicado. Si es tu caso, este es el momento para empezar a hacer ejercicios. Recuerda que no hay mejor combinación que Dieta + Ejercicio y de hecho !Resulta la opción más económica y efectiva!

6. Controla los dulces que consumes.

Cuando iniciamos una dieta balanceada irónicamente nuestras necesidades de glucosa aumentan exponencialmente, en especial por el efecto psicológico que ésta nos produce. De un momento a otro, los alimentos menos saludables y más calóricos como el chocolate, dulces, golosinas, resultan los más deseados. Es importante saber que hacer dieta no significa olvidarse del todo del azúcar, solo debes consumirlo de una manera saludable.

Lo ideal en estos casos es consumir glucosa en forma de fruta, frutos secos o carbohidratos de digestión media/lenta (pasta integral, legumbres, patatas).

7. Incluye suficientes fibras en tus comidas.

Las dietas para bajar de peso frecuentemente resultan en la disminución de tu necesidad de ir al baño. Es por ello la importancia de aumentar la dosis de fibra diaria que consumes. La fibra, es una opción realmente efectiva ya que resulta positiva desde el punto de vista fisiológico, pero también desde el punto de vista psicológico ya que ésta produce sensación de saciedad, el cual disminuye los ataques de hambre o ansiedad. Introdúcela poco a poco en tu dieta para evitar efectos gastrointestinales negativos. Puedes iniciar, añadiendo a tu desayuno una fruta fresca, por ejemplo las ciruelas o kiwis son ricos en fibras, también pan o cereales integrales (sin azúcar).

Y por último, que no falte en tu mesa el aceite de oliva virgen (en tostadas, ensaladas, etc.), este es un lubricante natural perfecto para tus intestinos y además da un toque realmente especial.

Espero estos consejos para lograr una dieta balanceada exitosa hayan sido de tu completo interés y que puedas tomarlos en cuenta, maximizando tus esfuerzos para alcanzar esa meta planteada. ¡En mi caso han resultado de una manera increíble y en tu caso no tiene por qué ser distinto!

Esta entrada fue publicada en salud. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>