Las borracheras ocasionales afectan al cerebro de los jóvenes

Las borracheras ocasionales afectan al cerebro de los jóvenesLa Universidad Complutense de Madrid (UCM), la Universidad de Santiago de Compostela y el Centro de Tecnología Biomédica (Madrid) han participado en un estudio, publicado en International Journal of Neural Systems, acerca de cómo es la conectividad neuronal en jóvenes que se exceden con las bebidas alcohólicas en ocasiones puntuales como, por ejemplo, los botellones.

Según los investigadores, el abuso ocasional de alcohol en los ratos de ocio afecta a las conexiones cerebrales de los adolescentes; además de considerarse que cuanto más temprano es el inicio del consumo de alcohol, más probabilidades hay de que el daño sea mayor.

Tras analizar la actividad cerebral de 73 estudiantes (35 de ellos admitieron tener borracheras ocasionales y 38 afirmaron que apenas bebían), comprobaron que el exceso de alcohol puede provocar dificultades en la atención y velocidad del procesamiento, problemas de memoria y conductas impulsivas en los jóvenes.

Según los últimos datos recopilados en la Encuesta Estatal sobre Uso de Drogas en Estudiantes de Enseñanzas Secundarias (Estudes) 2012-2013, el 53% de los menores realizan botellón de forma asidua y seis de cada diez estudiantes se han emborrachado alguna vez.

Avatar de Elena

Sobre Elena

Licenciada en Pedagogía, colaboro desde hace años en varios proyectos de la Asociación de Prensa Juvenil, ¡incluido este fantástico periódico! :)

Subvencionado por:

Licencia Creative Commons