Joven reclama 500 euros mensuales a sus padres

La joven, menor de 25 años y todavía cursando sus estudios, reclamó judicialmente 500 euros a sus padres para su manutención. El Juzgado de Instrucción núm. 4 de Cáceres rechazó la petición de la joven y deberá ahora compatibilizar sus estudios con un trabajo.

Según mencionan en hoy.es, la estudiante se marchó de casa “y ha renunciado a volver”, a pesar de que sus padres siguen ofreciéndole su habitación por si la necesita.

Además, los progenitores han insistido en que desean ayudar a su hija pero “no en el modo que ella pretende sino en el ejercicio responsable de sus obligaciones”.

Ni tienen una capacidad económica holgada, ni pueden atender únicamente a esta hija abonando la pensión reclamada.

La sentencia ha expuesto en sus razonamientos la justicia de su decisión, asegurando que si se obliga a pagar esa cantidad a joven, se correría el riesgo de “desatender a su otro hijo que ha de comenzar sus estudios universitarios, como lo hiciera ya su hermana, al que como es lógico, quieren dar las mismas oportunidades conforme a sus posibilidades económicas”.

La libertad como valor social particular exige el pago de un precio, como es el de la pérdida de ciertas comodidades y de sufrir contratiempos dolorosos, que van desde el área de los afectos hasta el entorno laboral. Y lo que no se puede pretender es realizar un modelo de vida propio (…) y seguir obteniendo las ventajas de acogimiento y económicas de dicho entorno, que se rechaza.

Sobre Elisabet

Soy pedagoga y miembro de la Asociación de Prensa Juvenil. Me interesan los temas relacionados con las nuevas tecnologías, la educación, la literatura y el cine.

Subvencionado por:

Licencia Creative Commons