¿Sales del bar para fumar? ¡Peor!

Tras analizar los efectos de la modificación de la Ley del Tabaco llevada a cabo en 2011 en los locales de hostelería españoles, un estudio expone que fumar en las terrazas y puertas de los bares y restaurantes incrementa la concentración de nicotina y partículas.

Un equipo de científicos españoles ha revisado los niveles de nicotina en los locales de hostelería y ha detectado más nicotina y mayor presencia de partículas en los bares donde los clientes fuman en el exterior, algo que afecta tanto a los clientes como a los hosteleros.

Su investigación, publicada en Nicotine & Tobacco Research, ha puesto sobre aviso a los expertos sobre el riesgo de una protección incompleta a empleados y clientes por parte de la Ley del Tabaco.

Maria José López, autora principal e investigadora de la Agencia de Salud Pública de Barcelona (ASPB), ha explicado que:

La modificación de la ley de 2011 supone un avance extraordinario en relación a la protección de la salud de trabajadores y clientes. Si bien conviene estudiar en mayor profundidad los niveles de exposición en espacios exteriores, y valorar la potencial necesidad de establecer restricciones al consumo en determinados lugares.

Share this post

PinIt
scroll to top