Una niña de 4 años, en terapia por su adicción al iPad

Una niña de cuatro años se pasaba hasta cuatro horas al día con el iPad. Esto es mucho tiempo si tenemos en cuenta que a estas edades los menores suelen estar despiertos unas 12 horas al día.

Según el doctor Richard Graham, la menor pedía el iPad a sus padres compulsivamente y reaccionaba con berrinches y con comportamientos incontrolables si se lo quitaban.

La niña es la persona más joven apuntada a su programa para ayudar a menores “enganchados” a las nuevas tecnologías. Según Graham, muestra síntomas que se pueden experimentar en el síndrome de abstinencia de algunas drogas.

Hay que tener en cuenta que los aparatos tecnológicos pueden provocar, entre otras cosas, adicción y el asunto se vuelve más problemático en el caso de menores, ya que éstos no tienen la capacidad de autocontrol o raciocinio que pueden tener los adultos para controlar determinados comportamientos nocivos.

Claro está que las nuevas tecnologías pueden ser unas muy eficaces herramientas de aprendizaje, además está demostrado que cuando los niños aprenden jugando y no obligados, su predisposición al aprendizaje es mucho mayor; no obstante, una sobreexposición sin límites ni normas puede hacer que los pequeños acaben enganchados de manera perjudicial. Cosa lógica ya que a los adultos también les pasa.

Subvencionado por:

Licencia Creative Commons