Robots sociales para ayudar a niños con cáncer

Multi-Robot Cognitive Systems Operating in Hospitals (MOnarCH) es el nuevo trabajo en el que se han involucrado una decena de empresas y centros de investigación del ámbito europeo, en el que destaca la Universidad Carlos III de Madrid (UC3M), que pretende introducir un conjunto de entidades robóticas en un centro hospitalario con la finalidad de que interactúen con los niños afectados por el cáncer.

El objetivo de esta iniciativa consiste en desarrollar “robots sociales” capaces de interactuar tanto con los enfermos como con el personal que los cuida. De hecho, la principal función de los robots consiste en explorar las posibilidades de mejora que dicha interacción provoca en aspectos tales como depresión, estrés, autoestima, etc. Aunque también se proponen la tarea de comprobar a largo plazo, con fines puramente sociológicos, las dinámicas sociales producidas durante el transcurso del proyecto.

El responsable de MOnarch en la UC3M, Miguel Ángel Salichs, catedrático del departamento de Ingeniería de Sistemas y Automática de la Universidad, apunta que:

Se pretende avanzar en el desarrollo de robots sociales que se desenvuelvan de forma autónoma durante largos períodos de tiempo sin intervención de sus operadores, algo que no se ha conseguido hasta la fecha en situaciones tan complejas.

MOnarch es un proyecto del VII Programa Marco de la Unión Europea (UE) que acaba de arrancar hace unas semanas con una duración prevista de tres años. Tiene un coste cercano a los 4,5 millones de euros, de los que la UE financia algo más de 3,3 millones.

Subvencionado por:

Licencia Creative Commons