Adolescente voluntario, corazón sano

Científicos de la de la Facultad de Educación y el Departamento de Psicología la Universidad de British Columbia, en Vancuver (Canadá), han publicado un estudio en el que ponen de manifiesto que la actividad de voluntariado es buena para el corazón, incluso a una edad temprana.

En su trabajo, los investigadores midieron el índice de masa corporal (IMC), inflamación y niveles de colesterol de dos grupos de jóvenes, uno que estaban realizando tareas de voluntariado y otro que estaba en lista de espera para ser voluntario. También se evaluó la autoestima, la salud mental, el humor y la empatía de los participantes en el estudio.

Es alentador ver cómo una intervención social para apoyar a los miembros de la comunidad también mejora la salud de los adolescentes.

Tras diez semanas, el grupo que realizaba tareas de voluntariado mostró mejoras en su salud cardiovascular, a la vez que registró mayores incrementos de la empatía y salud mental.

Subvencionado por:

Licencia Creative Commons