Participar en organizaciones juveniles aumenta las posibilidades de encontrar trabajo

Según un estudio del Consejo de la Juventud de España (CJE), la participación en organizaciones juveniles y la educación no formal ayudan a mejorar la empleabilidad.

Junto a este dato, en la presentación del “Estudio sobre el Impacto de la Educación No Formal en la Empleabilidad de la Juventud”, encargado por el Foro Europeo de la Juventud, el presidente del CJE, Ricardo Ibarra, ha comentado que en España cada vez es menor el apoyo institucional al voluntariado juvenil. De hecho, la participación en organizaciones juveniles se sitúa alrededor de un 30%, mientras que la media en Europa suele ser entre un 40% y 50%.

Ibarra, además de denunciar que cada vez se invierte menos en el voluntariado juvenil, ha destacado que participar en organizaciones proporciona a la juventud habilidades profesionales y aptitudes interpersonales, como la capacidad organizativa, planificación, trabajo en equipo, autonomía e iniciativa, comunicación y autoconfianza, “muy valoradas y apreciadas” por las empresas, por lo que aumentaría las opciones de los jóvenes a encontrar trabajo. También se asocia el voluntariado con la confianza, la autonomía y el carácter emprendedor de los jóvenes participantes.

Asimismo se indica que los participantes en organizaciones juveniles fuera de su país natal (como el Servicio de Voluntariado Europeo) dan muestras de mayor nivel de desarrollo de aptitudes lingüísticas, interculturales y liderazgo.

El estudio se ha basado en encuestas a organizaciones juveniles, voluntarios, agencias de colocación y servicios públicos de empleo y empleadores. En él se ha analizado la educación no formal que adquieren los jóvenes que participan activamente en actividades de voluntariado.

Sobre Ramon

Presidente de la Asociación de Prensa Juvenil, entrenador de baloncesto y escritor en mis ratos libres.

Subvencionado por:

Licencia Creative Commons