Entrenador de fútbol americano pide que se anime al equipo rival

Los jugadores del Gainesville State School, instituto situado en Grapevine, Texas, no entendían nada cuando veían a la mitad de los fans del equipo rival animarles con pasión.

(Foto: sports.espn.go.com) Jugadores del Gainesville State y su entrenador, tras el partido.

El partido de fútbol americano enfrentaba al equipo local, el Grapevine Faith, contra el Gainesville State School. Los locales eran los claros favoritos y, finalmente, se llevaron la victoria. Sin embargo, la noticia no fue la abultada victoria sino que el público animó con fervor al equipo visitante.

Kris Hogan

No se habían vuelto locos ni sufrieron ningún despiste mayúsculo. Sencillamente, se limitaron a seguir el consejo de su entrenador, Kris Hogan, quien tuvo la idea de ofrecer un gesto amable hacia sus rivales de Gainesville State. Y es que los chicos que forman parte de la plantilla de este equipo no están acostumbrados a recibir ánimos ni mucho menos.

Todo ello se entiende cuando se conoce que el Gainesville State School es un correccional para jóvenes conflictivos que van y vienen de sus partidos vigilados por guardias. Kris Hogan, consciente de las dificultades que han pasado los jóvenes integrantes del equipo rival, decidió pedir a parte de su afición que les animara como si de los suyos se tratase. Y así lo hicieron.

Pero, ¿cómo logró convencer a sus fans, a su equipo técnico y a sus jugadores de que era una buena idea animar a los rivales?

Imagina que no has tenido hogar. Imagina que todo el mundo no tiene ninguna esperanza en ti. Ahora, imagina lo que significaría que cientos de personas, de repente, creyera en ti.

Son palabras de Kris Hogan, entrenador, educador y hombre con valores.

Sobre Elisabet

Soy pedagoga y miembro de la Asociación de Prensa Juvenil. Me interesan los temas relacionados con las nuevas tecnologías, la educación, la literatura y el cine.

Subvencionado por:

Licencia Creative Commons