Minnie y Daisy se ponen a dieta

Los personajes Disney suelen ser muy queridos tanto por grandes como por pequeños y sus imágenes están grabadas en la mente de todos. ¿Pero qué ocurriría si aparecieran cambiados con un físico ultradelgado y luciendo diseños de modistos de alta fama?

Esto es lo que ha ocurrido en la campaña navideña de las tiendas Barneys en la que Minnie, Daisy y Googy desfilan como modelos llevando sobre sus cuerpos raquíticos prendas de Lanvin, Balmain, Dolce & Gabbana y Balenciaga.

Ante esta iniciativa, previa al lanzamiento del filme en 3d Electrical holidays, hay quien ya ha levantado la voz denunciando que el nuevo aspecto de los personajes Disney puede resultar perjudicial para niños y jóvenes. La apariencia de los modelos en pasarela y ahora la de Minnie, Daisy y Goofy puede mostrar una delgadez a la que se desea llegar al precio que sea, incluso cayendo en las garras de la anorexia.

Sin embargo, el presidente de productos de consumo de Disney, Robert Chapek, mantiene que esta iniciativa “deleitará a gente de todas las edades” y Dennis Freedman, director creativo de Barneys, ha explicado que los creativos de la campaña tuvieron que alterar la altura, el peso y las proporciones de los personajes ideados por Walt Disney para el entretenimiento infantil porque “la Minnie estándar no quedaría tan bien en un vestido de Lanvin”.

Sobre Elena

Licenciada en Pedagogía, colaboro desde hace años en varios proyectos de la Asociación de Prensa Juvenil, ¡incluido este fantástico periódico! :)

Subvencionado por:

Licencia Creative Commons