Los primeros homínidos fieles

El germen de lo que hoy entendemos como familia se remonta a la antigüedad, cuando nuestros antepasados Ardipithecus abandonaron la promiscuidad por la fidelidad.

Según una investigación del Instituto Nacional de Matemáticas y Síntesis Biológica de la Universidad de Tenessee (Estados Unidos), una combinación de variables hizo que cambiara la estrategia de las hembras para garantizar la supervivencia de su prole y también la de los machos menos favorecidos.

Las hembras dejaron de elegir a los machos dominantes como pareja reproductiva por aquéllos menos importantes en la jerarquía, que les proporcionaban alimento y protección para sus crías, y se convirtieron en fieles compañeras. De este modo, hace más de 4 o 5 millones de años, se dieron los primeros rasgos de reconocimiento entre padres e hijos y el nacimiento de una nueva sociedad en la que surge la cooperación dentro del grupo.

Sobre Elena

Licenciada en Pedagogía, colaboro desde hace años en varios proyectos de la Asociación de Prensa Juvenil, ¡incluido este fantástico periódico! :)

Subvencionado por:

Licencia Creative Commons